El actor japonés Tomohisa Yamashita es uno de los protagonistas de “The Head”, un thriller psicológico producido por THE MEDIAPRO STUDIO -en asociación con Hulu Japón y HBO Asia- que se nutre de misterio, grandes secretos e intrigas en el gélido Polo Sur.

Ídolo de masas en su país con admiradores que se cuentan por millones, el joven intérprete, músico y presentador de televisión nos explica su experiencia en esta ambiciosa ficción internacional dirigida por Jorge Dorado y escrita por los hermanos Àlex y David Pastor.

-¿Cómo es tu personaje, Aki?

-Aki es muy elegante, pero no es el típico cerebrito. Quiero decir que tiene una parte muy intuitiva y siempre sigue su intuición. Y es muy fiel a su amor, Maggie, y muy respetuoso con ella. Aunque, como te digo, es muy leal, a veces tiene un carácter explosivo. Realmente no lo puedo describir. Es como si tuviera dos caras: la luna y el sol. Es muy interesante.

-¿Has encontrado muchas diferencias a la hora de trabajar en Europa o Asia?

-Es un poco diferente. En Europa, los actores siempre están debatiendo. Son muy firmes en sus ideas. Eso me sorprendió mucho. Y es positivo para mí. He aprendido muchas cosas de todos ellos. Y lo mismo ha ocurrido con el resto del equipo: todo el mundo quiere hacer un buen trabajo.

En este proyecto, la historia va más allá de culturas y lenguas.

-¿Ha sido difícil rodar en una lengua diferente a la tuya?

-Al principio, sí. Estaba muy preocupado por cómo me iba a comunicar con el equipo porque el inglés es mi segunda lengua. Pero una vez empezó el rodaje, me ayudaron mucho y me acogieron muy bien.

-¿En la serie se van a apreciar las singularidades de Oriente y Occidente?

-En este proyecto, la historia va más allá de culturas y lenguas. Estoy muy entusiasmado con la idea de mostrar “The Head” a todo el mundo cuando regrese a Japón. Estoy absolutamente convencido de que la serie tendrá una cálida acogida.    

-“The Head” es una producción internacional en la que los actores proceden de lugares diversos. ¿Cómo ha sido la convivencia durante estos dos meses?

-Tenerife se ha convertido en mi segunda casa porque hemos vivido aquí durante dos meses y medio. Hemos compartido mucho tiempo juntos y fue muy difícil porque estábamos juntos un día tras otro. A veces alguien lloraba o alguien reía. Era como si… ¡Es la vida!

-En Japón tienes más de tres millones de seguidores en las redes sociales. En Tenerife, en cambio, has sido un ciudadano más. ¿Cómo te sientes al respecto? ¿Ha sido muy diferente pasear por la calle en Tenerife, sin fans, a hacerlo en Tokio?

-Sí [ríe]. Tenerife es la isla más bonita del mundo, porque Tokio es una ciudad y, como tal, hay mucho cemento y construcciones. En Tenerife me he sentido muy bien por el tiempo -el 90% de los días son soleados-, una comida excelente y unos habitantes muy tranquilos.   

-Después de esta experiencia, ¿cuáles van a ser tus mejores recuerdos de España?

-Cada día empezábamos la jornada con un beso y un abrazo, lo que realmente me hacía sentir feliz y relajado. ¡Me encanta!

-¿Has comenzado a estudiar español?

-Sí, “un poquito” [sonríe]. Me gustaría repetir la experiencia de trabajar en España.

-THE MEDIAPRO STUDIO es una de las compañías audiovisuales líderes en Europa. ¿Cuál crees que será el impacto de “The Head” en todos vosotros y en el Studio?

-Creo que tendrá un impacto muy significativo.

-Tendrás algún recuerdo inolvidable del rodaje…

-¿Te imaginas? Estás aislado durante seis meses y hay un asesino… ¡Es tan aterrador! Es realmente extremo. En “The Head” podemos mostrar la esencia humana. Esa es la clave. ¡Es muy intenso!

-¿Sufres de claustrofobia tras haber rodado “The Head”?

-Sí, ¡pero voy mejorando!

-¿Tienes previsto continuar con tu carrera musical?

-Sí, si existe alguna posibilidad. Después de la serie voy a hacer una gira de conciertos.